Así es la celda de El Chapo en la llamada cámara de tortura en EU

Así es la celda de El Chapo en la llamada cámara de tortura en EU

Estados Unidos. - Joaquín El Chapo Guzmán, de 61 años, está en el ala más segura del Metropolitan Correctional Center en Manhattan, una de las prisiones más seguras del país, donde es mantenido 23 horas en una celda de 18 metros cuadrados en la que nunca se apaga la luz, con una pequeña ventana opaca que no le permite ver el exterior.

Tampoco tiene contacto con otros presos ni con su esposa, y no sale al patio debido a su historial tras haberse fugado en dos ocasiones de cárceles de máxima seguridad en México, la última de ellas a través de un túnel al que accedió desde su celda.

Sólo se le permite una hora para ejercitarse y una llamada mensual de 15 minutos a su madre y hermana, la cual es monitoreada por las autoridades. También cuenta con una Biblia y un diccionario de inglés a español.

A sus abogados tampoco se les permite tener contacto físico con su cliente, lo que alegan ha sido un obstáculo para preparar su defensa, y ni siquiera a sus hijas de 7 años que lo han visitado, ya que todo ocurre en una habitación con una pared de vidrio, desde la cual Guzmán sólo puede mantener una conversación. Algunos reos que han estado en sus mismas condiciones han calificado la sección 10 South de la cárcel en la que se encuentra de "cámara de tortura".

Los únicos que pueden visitarle son sus tres abogados y sus hijas mellizas de siete años, pero no pueden tocarle, ya que los separa una mampara de vidrio. Tiene prohibidas las visitas de su esposa Emma Coronel, una exuberante ex reina de belleza de un pueblito de Durango que se casó con él a los 17 años -ahora tiene 29- y ha asistido a casi todas las audiencias, en general con las mellizas.

Tras ser capturado por primera vez en Guatemala en 1993, El Chapo pasó más de siete años en una prisión mexicana de la que escapó en 2001, escondido dentro de un carrito de ropa sucia. Arrestado nuevamente en febrero de 2014 volvió a escaparse 14 meses después por un túnel de 1.5 kilómetros bajo la ducha de su celda, donde se montó en una moto adaptada para circular sobre rieles. Fue recapturado en enero de 2016, cuando las autoridades rastrearon su pista luego de que recibió clandestinamente al actor estadunidense Sean Penn y a la actriz mexicana Kate del Castillo, que querían hacer un filme sobre su vida.

Con información de Milenio

Deja tus Comentarios